Quantcast
Cultura y Entretenimiento

¿Listo para la LXI Muestra Internacional de Cine?

Foto por: Estefanía Parra

Y es del 11 al 28 de noviembre que celebraremos la esperada Muestra Internacional de Cine, la cual cumple su sexagésima primera edición y se corona con la proyección inicial de lo más nuevo de Woody Allen, Café Society.

Renovada, y con una imagen nacida de los creativos propios de la Cineteca -por primera vez en su historia- que rinde honores abstractos a la esencia del cine y sus proyecciones, la oferta cultural de la muestra engloba, de forma curiosa e incidental, películas de temática social, con críticas duras y retratos crudos de la situación social, política y económica a nivel global.

Cartel oficial de la muestra. Imagen: Secretaría de Cultura

Cartel oficial de la muestra. Imagen: Secretaría de Cultura

Entre las demás funciones que podremos disfrutar, se encuentra la dramatización del caso de Richard y Mildred Loving en El matrimonio Loving (Loving, 2016) de Jeff Nichols, quienes fueron súbitamete encarcelados por haber formado un matrimonio interracial.

Premiado en el pasado por DocsMX y en el XIV Festival Internacional de Cine de Morelia, Tempestad (2016) de Tatiana Huezo, se erige como uno de los orgullos latinoamericanos de esta selección, en la que la directora retoma el estilo que nació con su ópera prima (El lugar más pequeño, 2011) y conjuga ilustraciones de un viaje que parte en Matamoros y culmina en Tulum, en el que destacan las voces de dos víctimas del crimen organizado.

Por Francisco Márquez y Andrea Testa, La larga noche de Francisco Sanctis (2016) es un drama basado en la novela homónima de Humberto Costantini y que estrenó en el BAFICI.

En Magallanes (2015), seremos testigos de la crítica social y política enfocada en la historia de un taxista que se enfrenta a su pasado militar en el conflicto armado contra Sendero Luminoso. Primera obra dirigida por el actor Salvador del Solar.

Destacan además la animada Miss Hokusai, adaptación que Keiichi Hara hace del manga Sarusuberi, que narra los intentos de Katsushika Ōi de trascender el legado de su padre; el documental francés de Aleksándr Sokúrov, Francofonía (2015), que expone la historia del Museo del Louvre durante la ocupación nazi; y No es más que el fin del mundo (2016) de Xavier Dolan, que relata la historia de una familia que conoce el desastre en el momento en que un escritor moribundo vuelve a casa para avisar a su madre que está próximo a morir.

Programa en Cineteca Nacional. Imagen: Secretaría de Cultura

Programa en Cineteca Nacional. Imagen: Secretaría de Cultura

La preventa para La Muestra, que reúne 14 de los mejores trabajos cinematográficos del globo, comenzó desde ayer 03 de noviembre en taquillas de la Cineteca Nacional (10:00 – 21:00 hrs.). Para una mejor experiencia, se ofrece a los cinéfilos en general un abono de 14 boletos (uno por cada filme del festival) por $560.00 (pago en una sola exhibición), así como otro dedicado a estudiantes, menores de 25 años, maestros e INAPAM por $336.00, ambos significan un ahorro del 20% para los usuarios…

Y a partir del 18 de noviembre, el festival se expande a diversas sedes comerciales y culturales de la Ciudad de México (complejos Cinépolis, Cinemex, Seminario de Cultura, CCU Tlatelolco, FES Acatlán, entre otras), circuito que concluirá el 07 de diciembre. Mientras tanto, y desde el 05 de diciembre, la gira de la 61 Muestra Internacional de Cine llegará a diversas ciudades del interior de la república, iniciando con Guadalajara y continuando con Monterrey, Oaxaca, Chihuahua, Puebla, Guanajuato, Xalapa, Aguascalientes, Pachuca y San Luis Potosí.

Circuito CDMX. Imagen: Cineteca Nacional

Circuito CDMX. Imagen: Secretaría de Cultura

Y justo el pasado miércoles acudimos a la conferencia y proyección de prensa del aclamado evento, cita en la que disfrutamos de la pieza que apertura la exposición:

Café Society es una comedia estadounidense (del estilo que caracteriza al director, lenta, intelectual, literaria) ambientada en los años dorados de la industria fílmica en Hollywood, en la que un chico, noble y soñador, viaja de los folclóricos barrios de Nueva York (Bronx) a las oropeles avenidas en California para solicitar empleo en la agencia cinematográfica de su tío, un exitoso representante de las estrellas de la época. Acaecido a los pies de una chica de la ciudad, que le muestra que no todo es fanfarronería y lujos, Bobby desarrolla un embelesamiento profundo por Vinnie, con quien vive un hermoso romance de verano con supuestas proyecciones formales, mismas que se ven frustradas por las decisiones que la chica se ve destinada a tomar.

De una estética plástica y romántica, la variedad de personajes que acompañan la obra, sirven -como siempre- de puntos de vista característicos a cada uno de los vértices dramáticos del argumento. En tonos apastelados y de iluminación noble, la fotografía nos transporta a la ornamentación áurea que inunda, como halo, las anécdotas de la industria en la época citada.

Con un final que se presta a la reflexión, tanto de la temática como del estropeado romance que hila la trama, salíamos de la sala de proyección con acentuaciones mixtas en el paladar cinéfilo, pues aunque idealmente retratado, eran las interacciones y trasfondos de los personajes lo que me hacía aún revisar, de pe a pa, las diversas capas que cubrían a cada uno de los personajes y su repercusión en la historia.

Still de Café Society. Imagen: Secretaría de Cultura

Still de Café Society. Imagen: Secretaría de Cultura

 

Fuente: Redacción

Haga clic para comentar

Haz un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Somos el primer medio de comunicación mexicano enfocado en noticias positivas, de caracter local, nacional e internacional.

© 2015 Territorio Informativo. Territorio Informativo, TI, el logotipo, "No todas son malas noticias" son marcas registradas por Cilantro Digital Group S.A de C.V

Arriba
A %d blogueros les gusta esto: