Quantcast
Ocio

Lo adictivo que puede ser el amor

Wallspaper

¡Ay el amor! Sin duda uno de los temas centrales de los seres humanos, hay algunos a quienes le quita el sueño y existen otros que “nomas se hacen”. El amor ha inspirado a los mejores poetas, cantautores, pintores, y aunque ustedes no lo crean, también los científicos ya se pusieron a investigar sobre este bello sentimiento de la humanidad.

adicto_amor

La adicción al amor es comparada con la dependencia a las drogas. Foto por: Urban 360

La ciencia nos explica que el área cerebral que anda bien activa en los cerebros enamorados es el núcleo “accumbens” ¿Que queeé? Esta área es la que tiene algo así como un sistema de recompensa del cerebro y cuando se activa, andas todo eufórico. Dicho sistema busca algo así como reforzar la asociación entre un estimulo que genere placer (sexo, diversas situaciones amorosas, ambientes nuevos y todo lo que engloba andar in love) y toda la euforia que te hace sentir pero no me podrás negar que muchas veces eso se hace puritita adicción. 

Si tienes pareja o la has tenido, te ha pasado que después del primer viaje con esa persona especial, sientes una unión suprema por la que ya casi quieres casarte con dicha persona. Esta situación no es más que pura neuroquímica, así como lo lees: se piensa que eso de un viaje juntos suena a novedad e inmediatamente comienza esa cuestión: el sistema de recompensa y estás con la euforia como nunca, el placer y la presencia de la persona amada hace que esto se active y andas al cien como dijeran mis amigos sinaloenses.

Cualquiera pensaría que estamos hablando de alguna droga porque éstas se caracterizan por “estimular” el mismito sistema que mencioné allá arriba. La ciencia aún no considera al amor como un sentimiento adictivo aunque analizando los diagnósticos de las adicciones,  el amor no dista mucho de ello. Cuando el adicto está en desintoxicación, podemos notar las ansias tan exageradas de consumir droga, no le importa salir a buscarla en la madrugada, en lugares propensos a la delincuencia, antepone su consumo a la vida social o laboral al grado de descuidarlo. ¿Sigues pensando que el amor está muy cerquita de eso?

Nada más para finalizar y que analicemos realmente la comparación entre la adicción a las drogas y el amor, te presentaré el siguiente ejemplo: si un adicto va a algún lugar donde solía consumir drogas será posible que tenga una recaída; en el amor las cosas no están tan lejos, a cuántos no les ha pasado estar en el parque donde solías ir con tu ex y quieres correr a llamarl@, whatsappearl@ y besuquearl@ o en el caso del enamoramiento vigente, cuántos no escuchan una canción, ven una fotografía y de repente esa euforia crece y crece.

Así es mis queridos lectores, cuando estamos enamorados no nos traiciona el corazón sino el cerebro.

  • No confundamos el amor con la obsesión, pon mucha atención al artículo y verás la enorme diferencia que hay entre una cosa y otra.
  • Dile adiós a la dependencia, no es sano y podría agravar la adicción.
  • Aún aunque se compare con las adicciones a las drogas, el amor es único y la euforia que causa es única.

Fuente: Muy Interesante España

Haga clic para comentar

Haz un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Somos el primer medio de comunicación mexicano enfocado en noticias positivas, de caracter local, nacional e internacional.

© 2015 Territorio Informativo. Territorio Informativo, TI, el logotipo, "No todas son malas noticias" son marcas registradas por Cilantro Digital Group S.A de C.V

Arriba
A %d blogueros les gusta esto: